6688_encuentro_magisterial
Re-creo



“Vivimos en la época de las series de televisión y hoy la gente prefiere ver su programa favorito a leer un libro, dormir o tener sexo” p>. Sopitas

Adictos a la Series

Friends, Los Soprano, Game of Thrones o Breaking Bad. No hay duda de que las series de televisión han cambiado nuestra vida, ¿pero al grado de preferir ver una de estas historias que leer un libro, dormir o tener sexo?

Todo indica que la respuesta es afirmativa. Un estudio realizado por El observatorio de las series, en España, asegura que tener tantos programas de televisión a nuestra disposición está cambiando drásticamente nuestros hábitos y estilo de vida, siendo los libros y el tiempo para uno mismo los rubros más castigados, con tal de estar al corriente de las tendencias.

Si bien es cierto que se nos ha ido media vida en La casa de papel, House of Cards, Club de Cuervos o Game of Thrones, cada vez más gente ha cambiado sus aficiones por las series de televisión. Por ejemplo, el 24% de los encuestados para este estudio admitió que ha dejado de leer libros para ver más series; otros incluso han dejado de ir al cine por ver televisión; en tanto que el 17.4% le ha quitado tiempo a sus horas de descanso para ver “un capítulo más antes de dormir”, aunque esto signifique, invariablemente, no podernos despertar al día siguiente.

PUBLICIDAD

Además, las mujeres son ligeramente más intensas a la hora de clavarse en una serie. El 76% de las encuestadas confesaron que, si ven una serie, es porque la verán de principio a fin, en comparación del 68% de los hombres que hacemos exactamente lo mismo.

Uno de los nuevos hábitos que ha desnudado este estudio, es el multitasking, es decir, el darnos tiempo de ver alguna serie mientras estamos en la escuela o el trabajo, y ni qué decir de la posibilidad que nos dan los dispositivos móviles para ponernos al corriente o devorarnos por completo alguna temporada durante nuestros trayectos en transporte.

Oficialmente, hoy las personas dedicamos más tiempo que nunca a ver series de televisión, y es que debemos aceptarlo: ¡somos unos atascados!

Las series se han convertido en un tema de conversación que termina por permitirnos pertenecer o no a un selecto grupo que discute cosas tan trascendentales como la vida de los 46 dragones de Game of Thrones, o la maldita vida de Paquita Salas, y tal vez sea por ello que ver series se ha convertido, en tiempos recientes, en uno de los pasatiempos favoritos de las personas, superando incluso el escuchar música, hacer deporte o tener sexo. Y es que, ¿por qué tener placer durante solo algunos minutos, cuando puedes echarte todo un maratón?

Agregar comentario