Principales_rios_de_mexico
LA CLASE

Tema del mes

Miguel Ángel Herrera Tapia


Contaminación de los principales ríos en México: políticas públicas para su mitigación

Resumen

Esta investigación identifica las políticas públicas de saneamiento de aguas residuales en México, particularmente los ordenamientos legales, normativa e instrumentos que la contienen. Busca determinar si dichas políticas públicas están cumpliendo con su objetivo principal de mitigar la contaminación para salvaguardar la salud de las personas y el cuidado del medio ambiente.

Considera que el actual marco legal es insuficiente en el rubro de la regulación del saneamiento de descaras de aguas residuales a cuerpos de propiedad nacional; se propone en consecuencia articular los programas federalizados, así como las exenciones y estímulos fiscales con los permisos de descargas de aguas residuales y las Normas Oficiales Mexicanas aplicables.

Se impulsa la elaboración de una agenda de políticas que nace de la sobre exposición del problema de saneamiento de aguas residuales en México y su peso en la normatividad vigente. Contempla necesariamente un enfoque multidisciplinario, la convocatoria a las instituciones involucradas en los tres órdenes de gobierno, una visión holística, decisiones de corto, mediano y largo plazo, mediante un sistema de indicadores de gestión, de operación y de impacto de amplio y riguroso cuidado.

Palabras Clave
Políticas públicas, saneamiento de aguas residuales, salud, cuidado del medio ambiente, inversión hidráulica, planeación hídrica.

Abstract

This research identifies public policies of wastewater treatment in México, particularly legal systems, rules and instruments that contain it. Seeks to determine whether those policies are fulfilling their main objective to alleviate pollution to safeguard the health of people and care for the environment.

It considers that the current legal framework is insufficient in the field of regulation of treatment wastewater discharges into bodies of national ownership is proposed accordingly articulate federalized programs, as well as exemptions and tax incentives with permits wastewater discharges and mexican official rules.

Encourages the development of policies that stem from overexposure to the problem of wastewater treatment in México and its weight in current regulations. Necessarily includes a multidisciplinary approach, the call to the institutions involved in the three branches of government, a holistic view, decision making short, medium and long term, through a system of high-impact indicators.

Key words

Public policy, wastewater treatment, health, environment care, hydraulic investment, water planning.

Abreviaturas

CONAGUA Comisión Nacional del Agua1

CPEUM Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos2

DBO5 Demanda Bioquímica de Oxígeno a cinco días3

DQO Demanda Química de Oxígeno4

IICA Iniciativa Internacional sobre la Calidad del Agua de la UNESCO

INUDRHM Informe de la ONU sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos en el Mundo 2017, “Aguas residuales, el recurso no explotado"

LAN Ley de Aguas Nacionales

LFSMN Ley Federal sobre Metrología y Normalización

ONU Organización de las Naciones Unidas5

OMS Organización Mundial de la Salud6

PEC Procedimiento de Evaluación de la Conformidad

PHI Programa Hidrológico Internacional de la UNESCO

PND Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018

PNH Programa Nacional Hídrico 2014-2018

PROAGUA Programa de Agua Potable, Drenaje y Tratamiento del Gobierno de la República.7

UNESCO Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura8

SEMARNAT Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Gobierno de la República

SST Sólidos Suspendidos Totales9

Introducción

El agua y la vida suelen usarse como sinónimos, pareciera que uno no puede existir sin el otro y, en la realidad, para cualquier tipo de vida se necesita del agua. El ser humano requiere del llamado vital líquido para su sobrevivencia, al igual que los demás seres vivos. La falta de agua en cantidad o calidad deviene en causas de mortandad y de enfermedades para las personas.

También el llamado oro azul es requerido para la producción, ya sea de alimentos (riego para los cultivos), en el proceso para la elaboración de productos, para la generación de energía eléctrica, por mencionar sólo algunos.

Las instancias encargadas de medir la pobreza han incorporado como algunos de sus principales indicadores los correspondientes a las coberturas de agua potable, alcantarillado y saneamiento con que, en su caso, cuenten las personas en sus casas.
El trabajo que tiene el lector en sus manos tiene como propósito principal identificar las políticas públicas de saneamiento de aguas residuales en México, particularmente los ordenamientos legales, normativa e instrumentos que la contienen. Se trata de una investigación para proponer políticas públicas que cumplan con su objetivo principal de mitigar la contaminación para salvaguardar la salud de las personas y el cuidado del medio ambiente.

El hacer caso omiso a lo anterior implica negar el derecho de las futuras generaciones a tener un medio ambiente sano y a coartarles su derecho a la salud y a la vida misma.

Hipótesis

Las variaciones de contaminación en los principales ríos de México se explican por la falta de reformas a las disposiciones jurídicas vigentes en materia de descargas de aguas residuales a cuerpos receptores de propiedad nacional.

Objetivos:

El objetivo general es proponer reformas a las disposiciones jurídicas vigentes en materia de descargas de aguas residuales a cuerpos receptores de propiedad nacional para mitigar la contaminación de los principales ríos en México.

Objetivos específicos:

Actualizar y articular las disposiciones jurídicas vigentes en materia de descargas de aguas residuales.

Condicionar el otorgamiento de los subsidios de programas federales, así como las exenciones y estímulos fiscales al cumplimiento de las disposiciones jurídicas vigentes.

Identificar las acciones para mitigar la contaminación en los principales ríos en México a cargo de la población y empresas.

Estado del arte

A pesar de que el 70.8 por ciento de la superficie terrestre está ocupada por agua, sólo el 2.5 por ciento de toda el agua existente en el planeta es agua dulce, es decir, apta para el consumo humano10; de ésta, la mayoría se encuentra inaccesible en glaciares, en los polos o en los acuíferos, motivo por el cual sólo se dispone del 0.5 por ciento para consumo humano, la cual es agua subterránea o superficial. Las grandes civilizaciones en la historia de la humanidad se han asentado a lo largo de ríos precisamente por ésta razón.

El crecimiento poblacional en las últimas décadas ha obligado que un mayor número de personas se abastezcan de las mismas fuentes, esto es, “de 3 mil millones de personas que habitaban el planeta en el año 1960, para el año 2015 la población se incrementó a más de 7 mil trescientos millones de personas11.

Contexto internacional

La OMS es la autoridad directiva y coordinadora de la acción sanitaria en el sistema de la Organización de las Naciones Unidas. En el tema de agua y saneamiento, establece los siguientes datos:

  • En la actualidad, 4,200 millones de personas tienen agua corriente; 2,400 millones obtienen agua de otras fuentes mejoradas de abastecimiento, como grifos públicos, pozos protegidos y perforaciones.
  • 663 millones de personas se abastecen de fuentes no mejoradas; de ellas, 159 millones dependen de aguas superficiales.
  • En todo el mundo, al menos 1,800 millones de personas se abastecen de una fuente de agua potable que está contaminada por heces.
  • El agua contaminada puede transmitir enfermedades como la diarrea, el cólera, la disentería, la fiebre tifoidea y la poliomielitis. Se calcula que la contaminación del agua potable provoca más de 502,000 muertes por diarrea al año.
  • De aquí a 2025, la mitad de la población mundial vivirá en zonas con escasez de agua.
  • Cerca de un tercio de la población mundial, es decir 2,100 millones de personas, han logrado acceso a instalaciones de saneamiento mejoradas.
  • 2,400 millones de personas siguen sin tener instalaciones de saneamiento básicas como inodoros o letrinas.
  • De ellas, 946 millones todavía defecan al aire libre, por ejemplo en alcantarillas, detrás de arbustos o en masas abiertas de agua.
  • Se estima que al menos el 10% de la población mundial consume alimentos regados con aguas residuales.
  • Un saneamiento deficiente va asociado a la transmisión de enfermedades como el cólera, la diarrea, la disentería, la hepatitis A, la fiebre tifoidea y la poliomielitis.
  • Se considera que el saneamiento deficiente es la causa de 280,000 muertes por diarrea cada año y que es un importante factor subyacente a varias enfermedades tropicales desatendidas, como las lombrices intestinales, la esquistosomiasis y el tracoma. Las malas condiciones de saneamiento también contribuyen a la malnutrición. 12

La ONU en la Agenda 2030 estableció 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible para incidir en las causas estructurales de la pobreza, permitir combatir las desigualdades y generar oportunidades para mejorar la calidad de vida de la población en un marco de desarrollo sostenible. De esos objetivos, tres de ellos se relacionan con el agua, uno en forma directa que corresponde al objetivo 6 Agua Limpia y Saneamiento y dos más en forma indirecta, los objetivos 1 Fin de la pobreza y 3 Salud y bienestar.13

La propia ONU establece que el acceso al agua, saneamiento e higiene es un derecho humano. Cifras de dicho organismo internacional refieren que más del 80% de las aguas residuales resultantes de la actividad humana se vierten en los ríos o en el mar sin ningún tratamiento, lo que provoca su contaminación.14 También hacen referencia a que las enfermedades relacionadas con el agua y específicamente con el saneamiento están entre las principales causas de fallecimiento de niños menores de 5 años. Luego entonces, se busca con el objetivo 6 Agua Limpia y Saneamiento garantizar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos.

Por su parte, la UNESCO tiene a su cargo el Programa Hidrológico Internacional, el cual es el único programa científico intergubernamental sobre ciencias del agua del sistema de la Naciones Unidas, el cual promueve la investigación, el conocimiento, la educación y la creación de capacidades para la gestión sostenible de los recursos hídricos.15

Al amparo de dicho programa, la UNESCO impulsa la Iniciativa Internacional sobre la Calidad del Agua, que entre otros propósitos ayuda a los Estados Miembros en la promoción de la investigación científica, la movilización y la difusión de conocimientos, el fomento del intercambio de enfoques tecnológicos y de políticas, la promoción de capacidades y la concientización sobre la importancia de la calidad del agua.

Datos sobre la calidad del agua del IICA:

  • Una de cada nueve personas utiliza agua potable de fuentes no mejoradas e inseguras en todo el mundo.
  • La falta de instalaciones de saneamiento es una de las formas más importantes de contaminación del agua.
  • El 90% de las aguas residuales de los países en desarrollo se vierte directamente sin tratar a cuerpos de agua.
  • Cada día, 2 millones de toneladas de aguas residuales y otros vertidos van a parar al agua.
  • La industria vierte alrededor de 300 a 400 megatoneladas de residuos a cuerpos de agua cada año.
  • La contaminación difusa de áreas agrícolas y urbanas incrementa gravemente la carga total de contaminantes junto con la contaminación industrial puntual.
  • Se estima una reducción de un tercio de la biodiversidad mundial como consecuencia de la degradación de los ecosistemas de agua dulce ocasionada principalmente por la contaminación de los recursos hídricos y los ecosistemas acuáticos.
  • La reutilización de las aguas residuales en la agricultura es importante para los medios de subsistencia, pero conlleva riesgos graves para la salud.16

Entorno nacional

La Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos garantiza en su artículo 4°, el derecho al acceso, disposición y saneamiento de agua para consumo personal y doméstico en forma suficiente, salubre, aceptable y asequible; señalando que corresponderá al Estado garantizar este derecho.17

Un asunto no menos relevante son las atribuciones que la propia CPEUM distribuye entre los tres niveles de gobierno que reconoce dicha ley fundamental, es decir, el Federal, el Estatal y el Municipal; en el caso que nos ocupa, el citado ordenamiento legal refiere los Municipios tendrán a su cargo, entre otros, las funciones y servicios públicos de agua potable, drenaje, alcantarillado, tratamiento y disposición de sus aguas residuales.18

México tiene 1,964 km2 de territorio, con una población hasta el año 2015 estimada en 121 millones de habitantes. En hidrología cuenta con 731 cuencas para la administración de aguas superficiales, 8 cuencas transfronterizas, 633 mil km de ríos y arroyos, de los cuales se consideran 51 como los principales ríos, entre los que se encuentran: Aguanaval, Atoyac-Zahuapan, Blanco, Bravo, Balsas, Coatzacoalcos, Colorado, Grijalva-Usumacinta, Lerma, Nazas, Papaloapan, Santiago, Tijuana y Tonalá. En ese mismo año, las 2,477 plantas municipales en operación a lo largo del país trataron 120.9 m³/s, es decir el 57.0% de los 212.0 m³/s recolectados a través de los sistemas de alcantarillado; mientras que la industria trató 70.5 m³/s de aguas residuales, en 2,832 plantas en operación a nivel nacional.19

En cumplimiento a lo que dispone la Ley de Aguas Nacionales y el Reglamento Interior de la CONAGUA que le da la atribución a dicha entidad técnico-administrativa para realizar el monitoreo sistemático de la calidad del agua en el país, la Red Nacional de Medición de la Calidad del Agua, a partir del 2012, determina la calidad del agua anualmente en 5,034 sitios, los cuales están distribuidos en presas, lagos, ríos, zonas costeras y pozos, incluyendo humedales, áreas naturales protegidas, zonas turísticas, de explotación pesquera, fuentes de abastecimiento y áreas con impacto de actividades industriales y urbanas, principalmente.

Los parámetros que mide dicha red son cuatro, a saber: DBO5, DQO, SST y CF. La DBO5 y la DQO se utilizan para determinar la cantidad de materia orgánica presente en los cuerpos de agua provenientes principalmente de las descargas de aguas residuales tanto de origen municipal como no municipal.

La DBO5 determina la cantidad de materia orgánica biodegradable en tanto que la DQO mide la cantidad total de materia orgánica. El incremento de la concentración de estos parámetros incide en la disminución del contenido de oxígeno disuelto en los cuerpos de agua con la consecuente afectación a los ecosistemas acuáticos. Por otro lado, el aumento de valores de la DQO generalmente es un indicador de la presencia de sustancias provenientes de descargas no municipales.

Los SST tienen su origen de las aguas residuales y la erosión del suelo. El incremento de los niveles de SST hace que un cuerpo de agua pierda la capacidad de soportar la diversidad de la vida acuática.

Estos indicadores permiten reconocer gradientes que van desde una condición relativamente natural o sin influencia de la actividad humana hasta agua que muestra niveles de contaminación importantes de aportaciones de descargas de aguas residuales municipales y no municipales, así como áreas con deforestación severa.

Los CF y otros indicadores microbiológicos, se utilizan a partir de la premisa básica de que su ausencia o su presencia en bajas cantidades, es señal que indica que los organismos patógenos al ser humano están ausentes.

El monitoreo, la realización de estudios de calidad del agua y el actualización permanente del Sistema de Información de Calidad del Agua, constituye la base fundamental para la administración del recurso en cuanto a las acciones de prevención y control del deterioro de su calidad, al ser una fuente de información confiable para la toma de decisiones, principalmente para la autoridad del agua pero también para otras instituciones gubernamentales, privadas, académicas, empresariales y de usuarios en general.

Además de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos20, existen en el país diversos ordenamientos jurídicos que tutelan el agua y saneamiento como derechos de las personas y que regulan lo relativo a prevenir, atacar y mitigar la contaminación en el agua, entre los que se encuentran la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente,21 la Ley de Aguas Nacionales,22 la Ley Federal Sobre Metrología y Normalización,23 el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018,24 el Programa Sectorial de Medio Ambiente y Recursos Naturales 2013-2018,25 el Programa Nacional Hídrico 2014-201826 y las Normas Oficiales Mexicanas NOM-001-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales en aguas y bienes nacionales;27 así como la NOM-002-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales a los sistemas de alcantarillado urbano o municipal.28

La Ley de Aguas Nacionales refiere que la CONAGUA determinará los parámetros que deberán cumplir las descargas, la capacidad de asimilación y dilución de los cuerpos de aguas nacionales y las cargas de contaminantes que éstos pueden recibir, así como las metas de calidad y los plazos para alcanzarlas, mediante la expedición de Declaratorias de Clasificación de los Cuerpos de Aguas Nacionales, las cuales son de cumplimiento obligatorio, mismas que deben publicarse en el Diario Oficial de la Federación.29

De igual forma, el Acuerdo por el que se establecen los Criterios Ecológicos de Calidad del Aguas CE-CCA-001/89,30 el cual es de cumplimiento obligatorio, señala en su artículo 1 que tiene como propósito establecer los Criterios Ecológicos de Calidad del Agua con base en los cuales la autoridad competente podrá calificar a los cuerpos de agua como aptos para ser utilizados como fuente de abastecimiento de agua potable, en actividades recreativas con contacto primario, para riego agrícola, para uso pecuario, en la acuacultura, o para la protección de la vida acuática. De igual forma, el Acuerdo en comento establece los máximos permisibles de 156 parámetros.

Por otra parte, el Gobierno de la República tiene el Programa de Agua Potable, Drenaje y Tratamiento (PROAGUA)31 que lo administra a través de la CONAGUA, otorgando apoyos económicos para el fortalecimiento e incremento de la cobertura de los servicios de agua potable, alcantarillado y saneamiento que prestan los organismos operadores municipales.

En otro orden de ideas, las leyes fiscales del país regulan la figura de la exención fiscal que se define como el hecho o situación que consiste en evitar que se genere la carga fiscal, no obstante haber realizado el supuesto previsto en la norma. La exención como figura jurídica es una consecuencia de que el legislador la haya regulado para que, al nacer la obligación, produzca la liberación de la carga.32

En forma paralela a lo anterior, se tiene que el estímulo fiscal es el beneficio de carácter económico concedido por la ley fiscal al sujeto pasivo de un impuesto con el objeto de obtener de él ciertos fines de carácter parafiscal. Es una prestación de carácter económico que se traduce de un crédito o en una deducción que el beneficiario puede hacer valer a su favor respecto de un impuesto a su cargo.33

El diseño del actual marco legal es insuficiente en el rubro de regulación del saneamiento de descargas de aguas residuales a cuerpos de propiedad nacional.

Las Normas Oficiales Mexicanas que establecen los parámetros máximos permisibles de calidad para descargar aguas residuales a cuerpos receptores de propiedad nacional fueron elaboradas para un momento cuya situación de nuestro país era completamente distinta tanto por el número de población, así como por el número de industrias y empresas que descargan y que en ambos casos ha dado como resultado que dichas normas se encuentran superadas y que requieren ser actualizadas para ser más estrictas, para fijar parámetros adicionales, así como para incorporar los procedimientos de evaluación de la conformidad respectivos como se mencionará más adelante.

A ello hay que agregar que la CONAGUA a la presente fecha se encuentra con una capacidad instalada limitada para realizar los actos de autoridad, es decir de vigilancia y control de dichas descargas de aguas residuales a cuerpos de aguas nacionales, para asegurarse que las personas que efectúan dichos vertimientos están cumpliendo con lo que establece la ley, lo que se materializa primordialmente a través de visitas de inspección, los procedimientos y medidas administrativas, así como de la imposición de sanciones en contra de aquellas personas que incumplen con la ley en el rubro que nos ocupa, ya sea por no contar con permiso o bien, contando con él, no cumplen con las condiciones consignadas en los mismos.

Derivado de la capacidad instalada por parte de la instancia gubernamental federal responsable de las acciones de vigilancia y control, se hace necesario investigar qué otros actores permitidos por el marco legal aplicable, puedan apoyar para dichos fines a la CONAGUA y en ese sentido es oportuno mencionar que la Ley Federal sobre Metrología y Normalización permite en el Procedimiento de Evaluación de la Conformidad (PEC) que terceros bajo las figuras de Unidades de Verificación y Organismos de Certificación, -previo el cumplimiento de los requisitos legales correspondientes—, expidan certificados de cumplimiento de normas oficiales mexicanas. Situación que en diversas Normas Oficiales Mexicanas, entre la que se encuentra la actual NOM—001—SEMARNAT—1996 Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales en aguas y bienes nacionales, no se encuentra regulada.

La falta de articulación de las políticas públicas actuales mencionadas en supra líneas, así como de tener una capacidad instalada limitada para llevar a cabo los actos de autoridad que en la materia se requieren y el factor de no aprovechar los mecanismos que el marco legal vigente permite como son las Unidades de Verificación y los Organismos de Certificación, da como resultado que los ríos, lagos, arroyos y mar de nuestro país cada día presenten niveles mayores de contaminación.

Existe contaminación en los principales ríos de México. Se tiene, por una parte, una serie de disposiciones jurídicas contenidas en diversos ordenamientos que se encuentran en la CPEUM, Ley General del Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente, Ley de Aguas Nacionales, Declaratorias de Clasificación, Criterios Ecológicos, Normas Oficiales Mexicanas, Normas Mexicanas y Programas de Agua del Gobierno de la República; y, por la otra parte, paradójicamente, existen programas federalizados que otorgan recursos económicos para que municipios, organismos operadores municipales y comisiones estatales del agua que prestan servicios de agua potable, alcantarillado y saneamiento puedan acceder a dichos recursos para la construcción, ampliación o mejora de infraestructura hidráulica específicamente en redes de alcantarillado así como en Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales, incluso para la operación de éstas.

Por otra parte, también existen exenciones y estímulos fiscales para empresas y personas físicas que realizan descargas de aguas residuales a cuerpos de propiedad nacional.

Tampoco se encuentran actualizadas diversas normas oficiales mexicanas y normas mexicanas, en igual circunstancia se encuentran las Declaratorias de Clasificación, así como el Acuerdo por el que se establecen los Criterios Ecológicos.
El actual andamiaje jurídico no se encuentra concatenado ni subordinado a los subsidios y estímulos fiscales que otorga el gobierno a todas aquellas personas que realicen descargas de aguas residuales a cuerpos receptores de propiedad nacional que le garantice que dichas aguas son depositadas previo tratamiento, que eviten o mitiguen la contaminación en los principales ríos en México.

Se requiere instrumentar y actualizar las diversas disposiciones jurídicas vigentes en materia de descargas de aguas residuales a cuerpos receptores de propiedad nacional, a fin de condicionar los subsidios, programas y exenciones que actualmente permite la ley, al saneamiento previo a su descarga a cuerpos receptores de propiedad nacional de las aguas residuales generadas.

Según Julio Franco Corzo “Las políticas públicas son acciones de gobierno con objetivos de interés público que surgen de decisiones sustentadas en un proceso de diagnóstico y análisis de factibilidad, para la atención efectiva de problemas públicos específicos, en donde participa la ciudadanía en la definición de problemas y soluciones.34

Por su parte Frohok señala que “las políticas públicas son patrones de acción que resuelven conflictos y proveen de incentivos a la cooperación. Los patrones de acción no actúan aisladamente, sino dentro del marco general de los programas de gobierno. Así pues son actos específicos de gobierno, instrumentados dentro de una práctica general.”35

Las políticas públicas se conforman por la búsqueda de objetivos de un interés o beneficio público y por el resultado de un proceso de investigación cuyo método asegura que la decisión tomada es la mejor alternativa posible para resolver un determinado problema público.
Políticas hacia la sustentabilidad del desarrollo

1. Actualizar y articular las disposiciones jurídicas de la materia.

2. Condicionar el otorgamiento de subsidios (programas federalizados), así como de exenciones y estímulos fiscales, al acreditamiento de que se encuentran descargando aguas residuales previamente tratadas conforme a la ley.

3. Modificar las normas oficiales mexicanas para incorporar en la figura del Procedimiento de Evaluación de la Conformidad a Unidades de Verificación y Organismos de Certificación.

4. Promover una ambiciosa campaña de cuidado y uso eficiente del agua.

5. Invertir en ciencia y tecnología para el saneamiento de aguas residuales y propiciar su reuso.

BIBLIOGRAFÍA

I. Legislación consultada:

1. Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

2. Ley de Aguas Nacionales, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

3. Ley Federal de Derechos, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

4. Ley Federal Sobre Metrología y Normalización, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

5. Criterios Ecológicos de Calidad del Agua. Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de diciembre de 1989.

6. Reglas de Operación para el Programa de Agua Potable, Drenaje y Tratamiento a cargo de la Comisión Nacional del Agua, aplicables a partir de 2017, Secretaría de Gobernación, Diario Oficial de la Federación, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 29 de octubre de 2017.

7. Decreto que compila diversos beneficios fiscales y establece medidas de simplificación administrativa, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 26 de diciembre de 2013.

8. Norma Oficial Mexicana NOM-001-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales y bienes nacionales, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, agosto 2013, México, 63 pp.

9. Norma Oficial Mexicana NOM-002-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales a los sistemas de alcantarillado urbano o municipal, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, agosto 2013, México, 63 pp.

II. Obras consultadas:

10. CARABIAS, Julia. & LANDA, Rosalba, 2005, “Agua, Medio Ambiente y Sociedad, Hacía la Gestión Integral de los Recursos Hídricos en México”, UNAM, Colegio de México y Fundación Arronte, México, 219 pp.

11. CARMONA Lara, María del Carmen, 2003, “Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, comentarios y concordancias”, Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México, México, 770 pp.

12. FARÍAS, Urbano, 2007, “Derecho Mexicano de Aguas Nacionales, legislación, comentarios y jurisprudencia”, Editorial Porrúa, México, 339 pp.

13. FRANCO Corzo, Julio Franco, 2013, “Diseño de Políticas Públicas”, IEXE Editorial, México, 284 pp.

14. NAVA Escudero, César, 2009, “Estudios Ambientales”, Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México, México, 429 pp.

15. ROEMER, Andrés, 2007, “Derecho y Economía Políticas Públicas del Agua”, Editorial Porrúa, Primera Reimpresión junio, México, 311 pp.

III. Publicaciones periódicas consultadas:

16. Estadísticas del Agua en México, 2017, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, edición 2016, México, 253 pp.

17. Situación del Subsector Agua Potable, Drenaje y Saneamiento, Comisión Nacional del Agua, 2017, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, edición 2016, México, 498 pp.

IV. Otras fuentes consultadas:

Páginas de internet

18. GRUPO BANCO MUNDIAL, Población total, Recuperado de http://datos.bancomundial.org/indicador/SP.POP.TOTL, fecha de consulta: 23 de abril de 2017.

19. ONU MÉXICO, Agenda 2030, Objetivos de Desarrollo Sostenible, Recuperado de http://www.onu.org.mx/agenda-2030/objetivos-del-desarrollo-sostenible/, fecha de consulta: 12 de abril de 2017.

20. ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD, Datos de agua en el mundo, Recuperado de http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs391/es/, fecha de consulta: 5 de abril de 2017.

21. UNESCO, Iniciativa Internacional sobre la Calidad del Agua, Recuperado de http://unesdoc.unesco.org/images/0024/002436/243651s.pdf, fecha de consulta: 14 de marzo de 2017.

22. UNESCO, Informe de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos en el Mundo, “Aguas residuales, el recurso no explotado", Recuperado de http://unesdoc.unesco.org/images/0024/002476/247647S.pdf., fecha de consulta: 18 de abril de 2017.

1 CONAGUA, dirección en internet: https://www.gob.mx/conagua, fecha de consulta: 1 de septiembre de 2017.

2 CÁMARA DE DIPUTADOS, H. Congreso de la Unión, Estados Unidos Mexicanos, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/1_240217.pdf, fecha de consulta: 3 de septiembre de 2017.

3 DATOS ABIERTOS, Red Nacional de Monitoreo de la Calidad de las Aguas Nacionales, Comisión Nacional del Agua, Recuperado de https://datos.gob.mx/busca/dataset/red-nacional-de-monitoreo-de-la-calidad-de-las-aguas-nacionales, fecha de consulta: 1 de septiembre de 2017.

4 Ídem.

5 ONU MÉXICO, Agenda 2030, Objetivos de Desarrollo Sostenible, Recuperado de http://www.onu.org.mx/agenda-2030/objetivos-del-desarrollo-sostenible/, fecha de consulta: 12 de abril de 2017.

6 ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD, Datos de agua en el mundo, Recuperado de http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs391/es/, fecha de consulta: 5 de abril de 2017.
fn7. Reglas de Operación para el Programa de Agua Potable, Drenaje y Tratamiento a cargo de la Comisión Nacional del Agua, aplicables a partir de 2017, Secretaría de Gobernación, Diario Oficial de la Federación, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 29 de octubre de 2017.

8 UNESCO, Recuperado de http://es.unesco.org/, fecha de consulta: 1 de septiembre de 2017.

9 DATOS ABIERTOS, Red Nacional de Monitoreo de la Calidad de las Aguas Nacionales, Comisión Nacional del Agua, dirección en internet: Recuperado de https://datos.gob.mx/busca/dataset/red-nacional-de-monitoreo-de-la-calidad-de-las-aguas-nacionales, fecha de consulta: 1 de septiembre de 2017.

10 Situación del Subsector Agua Potable, Drenaje y Saneamiento, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, edición 2016, México, 2017, pp. I y II.

11 GRUPO BANCO MUNDIAL, Población total, Recuperado de http://datos.bancomundial.org/indicador/SP.POP.TOTL, fecha de consulta: 23 de abril de 2017.

12 ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD, Datos de agua en el mundo, Recuperado de http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs391/es/, fecha de consulta: 5 de abril de 2017.

13 ONU MÉXICO, Agenda 2030, Objetivos de Desarrollo Sostenible, Recuperado de http://www.onu.org.mx/agenda-2030/objetivos-del-desarrollo-sostenible/, fecha de consulta: 12 de abril de 2017.

14 Énfasis añadido por el autor.

15 UNESCO, Iniciativa Internacional sobre la Calidad del Agua, Recuperado de http://unesdoc.unesco.org/images/0024/002436/243651s.pdf, fecha de consulta: 14 de marzo de 2017.

16 UNESCO, Iniciativa Internacional sobre la Calidad del Agua, Recuperado de http://unesdoc.unesco.org/images/0024/002436/243651s.pdf, fecha de consulta: 14 de marzo de 2017.

17 El párrafo sexto del artículo 4° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos a la letra señala: “_Toda persona tiene derecho al acceso, disposición y saneamiento de agua para consumo personal y doméstico en forma suficiente, salubre, aceptable y asequible. El Estado garantizará este derecho y la ley definirá las bases, apoyos y modalidades para el acceso y uso equitativo y sustentable de los recursos hídricos, estableciendo la participación de la Federación, las entidades federativas y los municipios, así como la participación de la ciudadanía para la consecución de dichos fines_.”

18 Artículo 115, fracción III, inciso a) de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

19 Situación del Subsector Agua Potable, Drenaje y Saneamiento, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, edición 2016, México, 2017, pp. 124-187.

20 Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

21 Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

22 Ley de Aguas Nacionales, Cámara de Diputados, dirección en internet: http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

23 Ley Federal Sobre Metrología y Normalización, Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

24 Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 20 de mayo de 2013.

25 Programa Nacional de Medio Ambiente y Recursos Naturales 2013-2018, Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 12 de diciembre de 2013.

26 Programa Nacional Hídrico 2013-2018, Comisión Nacional del Agua, Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 08 de abril de 2014.

27 NOM-001-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales en aguas y bienes nacionales, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, 2013, pp. 5-34.

28  NOM-002-SEMARNAT-1996, Que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales a los sistemas de alcantarillado urbano o municipal, Comisión Nacional del Agua, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, 2013, pp. 35-49.

29 Artículo 87 de la Ley de Aguas Nacionales, Cámara de Diputados, dirección en internet: Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 24 de octubre de 2017.

30 Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 13 de diciembre de 1989.

31 Reglas de Operación para el Programa de Agua Potable, Drenaje y Tratamiento a cargo de la Comisión Nacional del Agua, aplicables a partir de 2017, Ob. cit., pp. 25-97.

32 Según el artículo 282 de la Ley Federal de Derechos, las exenciones fiscales operan en 6 supuestos: 1) Cuando su descarga de aguas residuales del trimestre no rebase los límites máximos permisibles. 2) Cuando la descarga no sea en bienes del dominio público de la Nación. 3) Las poblaciones de hasta 10,000 habitantes y los organismos operadores de agua potable y alcantarillado, públicos o privados. 4) Cuando se trate de descargas provenientes del riego agrícola. 5) Tratándose de entidades públicas o privadas que sin fines de lucro presten servicios de asistencia médica, servicio social o de impartición de educación escolar gratuita en beneficio de poblaciones rurales de hasta 2,500 habitantes. 6) Tratándose de usuarios domésticos que se ubiquen en localidades que carezcan de sistemas de alcantarillado, por las aguas residuales que se generen en su casa habitación. Cámara de Diputados, Recuperado de http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/index.htm, fecha de consulta: 29 de octubre de 2017.

33 Decreto que compila diversos beneficios fiscales y establece medidas de simplificación administrativa, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 26 de diciembre de 2013, en su artículo 4.2., establece que se otorgan estímulos fiscales a los contribuyentes que: 1) Cuenten con una planta de tratamiento de aguas residuales. 2) Aquellos que en sus procesos productivos hayan realizado acciones para mejorar la calidad de sus descargas y que estén exentos del pago de derechos por el uso o aprovechamiento de bienes de dominio público de la Nación como cuerpos receptores de las descargas de aguas residuales.

34 Franco Corzo, J. (2013). Diseño de Políticas Públicas. México: IEXE Editorial (p. 284)

35 Frohok, Fred M. (1979). Public Policy. EUA: Ed Prentice Hall (p. 42

Miguel Ángel Herrera Tapia
Alumno del Doctorado en Administración Pública

Agregar comentario