Corona_de_flores
Deserciones

Mirador del Norte

G. Arturo Limón D.


El jefe

Si tomásemos en cuenta al niño en su real dimensión como el jefe de la educación, dejaríamos de preocuparnos por las vendetas de ajuste entre quienes detentan el poder, poder que desafortunadamente vemos que no usan para servir, sino para servirse. Si así lo hiciéramos enfocándonos en lo que de verdad tiene valor tomaríamos una seria y cabal perspectiva de lo que es necesario aprender para educar a los niños de una manera tal, que garanticemos que ellos sean mejores que nosotros y logren de ese modo hacer avanzar a la sociedad que hoy lamentablemente vivimos. Es ese y no otro a mi parecer el real desafío de la educación actualmente servir al jefe, que no es otro que el niño o joven que como maestros o padres educamos. G.A.L.D.

LA RAZON DE ESTA REFLEXIÓN

Viví hace un año una de las más fascinantes experiencias educativas que he tenido en mi vida personal y profesional, ella se dio en la escuela primaria Revolución 2653 al norte de la ciudad de Chihuahua a la cual estuve asistiendo por espacio de tres meses para preparar el libro EL ABC de la Cultura del Agua, en esa oportunidad y derivado de la cercanía con los pequeños de primer y segundo grado me trajo a un entendimiento de la naturaleza infantil que jamás la teoría pedagógica que he tratado de estudiar y aprender por ya más de 40 años siento que me había dotado, lo que en esa escuela aprendí, solo puedo compararlo a lo que me enseñaron los raramuris hace 33 años que trabaje en entre ellos por espacio de dos años en la sierra Tarahumara y fue el valor del ser humano en su integral concepción del hombre y su medio.

Lo que en la Escuela la Revolución me conmovió fue ver la bondad, nobleza y la par advertir los temores de los niños en estos difíciles tiempos que vivimos. Destaco este impacto porque debo precisar que he sido maestro de secundaria, preparatoria, normal, universidad y posgrado en diversas etapas de mi vida pero estar sentado en un salón y de repente recibir el abrazo sincero y agradecido de un niño por lo que hemos compartido en el proceso enseñanza aprendizaje no tiene comparación advertir sus preocupaciones que exceden en ese momento sus capacidades de solución y ver su alegría y generosidad en darnos de menos una amplia sonrisa no tiene comparación es un lazo que ata vidas.

Siempre he sabido que más allá del respeto a la autoridad administrativa representadas por directores inspectores, secretarios de educación gobernadores y aun presidentes de la República con los que hubiese tenido en estos muchos años de trabajo trato, siempre he sabido y lo declaro aquí que para mí el jefe real es el niño o joven al que con mi trabajo educativo sirvo, jamás me he equivocado, lo que he hecho por servir a ellos ha sido bien hecho.

Retorno a la escuela Revolución y señalo que el trato con los niños ahí, me confirmo que estaba en lo cierto y lo comento aquí con el espíritu de enfocarnos en un momento en que pensar así es necesario para nosotros maestros.

EL CUSTIONAMIENTO

Estamos viendo como lo que parecía inamovible como lo era el posicionamiento de un liderazgo magisterial encarnado en la profesora Elba Esther Gordillo cae y los que un día antes le sustentaban y por ella fueron sustentados hoy le dan la espalda quizás por temor o compelidos por el mismo poder que la encumbro y hoy la destruye, es tan complejo lo que está sucediendo que no sabemos y la verdad, no vale la pena dedicar tanto espacio al hecho, pero dejemos el hecho a un lado y precisemos que nunca será aceptable el escarnio, que se hace o pretende hacer de ella ya que en esta u otra situación ese actuar vergonzante es inadmisible.

Este cuestionamiento tiene otro extremo del péndulo y se da con la llamada Reforma Educativa la cual es tan densa que genera mucha más críticas que las que desearía escuchar Enrique Peña Nieto quien ha llamado falaces a los cuestionamientos que se hacen sobredicha Reforma ellos su gobierno habrá de probar en los hechos su bondad, sobre todo en materia laboral y mucho más en lo realmente educativo, es decir sin recetas trasnacionales que se le pide aplicar y presiones de poderes fácticos locales, que buscan favorecen a grupos de corporaciones evaluadoras y mucho más a quienes suponen o quieren ver en la educación pública un nuevo filón de mercado para hacer de ella un producto más.

Soy un maestro diciendo que tenemos una real tradición educativa que data desde la Época de Justo Sierra aun dentro del Porfiriato, de José Vasconcelos con Álvaro Obregón, de Narciso Bassols con Lázaro Cárdenas y de Torres Bodet con López Mateos quienes han marcado rumbo y el que se que hemos de seguir lo planteo aquí así sabedor de que; el más grande servicio que un pueblo se puede dar a sí mismo es la educación. Porque sé que en la ignorancia la maldad progresa y en el desarrollo de la inteligencia la luz del conocimiento prospera.

Entendámoslo; la educación no es una graciosa condescendencia de un mandatario cualquiera que este sea, es el legítimo derecho de los ciudadanos y todos debemos trabajar por hacerla posible.

Es por eso que reconociendo que no tengo las respuesta la asumo de un nuevo aprendizaje, mismo quiero compartir con ustedes aquí una experiencia que leí apenas ayer y me recordó al leerla a los niños mis jefes que amo tanto de la escuela Revolución, así como a los de las escuelas Luis Urias B. y el Jardín de Niños Reyàneri con quienes también trabajé y de quienes también aprendí a todos les quiero y agradezco.

FINLANDIA UN MODELO A CONSIDERAR

De entrada señalo que entiendo que al leer este trabajo alguien pensara que México no es Finlandia, cierto su población es de 5.262.930de habitantes y tiene un territorio de 303.899 km² que para un comparativo equivale a poco más del de los estados de Yucatán, Querétaro y Chihuahua juntos. Sin embargo quiero aquí llamar su atención al modelo de evaluación con los niños y de preparación de los maestros para una tarea tan importante como es la de educar a los pequeños a los jóvenes y a los adultos.

Analicemos y veamos esta realidad tan lejana a la que la nuestra nos impone.

“Con un gasto por alumno menor al de Alemania, Inglaterra y Francia; sin privatizar la educación, sin lastimar a los maestros y sin eliminar de la escuela las humanidades ni otros aprendizajes que forman seres pensantes y creativos, Finlandia se erige, desde 2003, en modelo de sistema educativo de máxima excelencia en encuestas internacionales, sin que ese haya sido su objetivo. La clave está, dicen expertos, en una concepción democrática y progresista.

Harri Stog, secretario de Estado de Educación de Finlandia, desde2006, resume en una frase la importancia del proceso: La Educación es la llave del desarrollo de un país. Por eso la nación nórdica dedica 11 por ciento de los presupuestos de Estado a financiar la enseñanza, que es pública, obligatoria y gratuita desde preescolar hasta la universidad.

Los finlandeses consideran que el tesoro de la nación son sus niños, y los ponen en manos de los mejores profesionales. Los mejores docentes se sitúan en los primeros años de enseñanza, donde se aprenden los fundamentos de todo aprendizaje posterior. Se considera que hacia los siete años el alumno se encuentra en la fase más sensible, cuando realiza las conexiones mentales básicas que darán estructura para toda la vida. Por eso, se considera esencial seleccionar a quien conduce este proceso.

Otras características del sistema educativo finlandés que obligan a la reflexión son las siguientes: Ser profesor de escuela es una de las profesiones de mayor prestigio en esa nación. Para ser profesor hace falta estudiar una carrera de tres años más dos de master. Se requiere además una gran dosis de sensibilidad social.

La educación preescolar tiene la misma importancia que la superior. Los niños empiezan a aprender a leer hasta los siete años, cuando tienen la suficiente madurez intelectual. Los dos primeros años de colegio los alumnos van a clase cuatro o cinco horas al día y tienen pocos deberes. Hasta 6º de primaria suelen tener el mismo maestro en la mayoría de asignaturas. Hasta 5º no hay calificaciones numéricas, para no fomentar la competencia ni las comparaciones. No se persigue la memorización, sino la curiosidad, la creatividad y la experimentación. No se quiere transmitir información, sino que se aprenda a pensar. Cada colegio tiene autonomía para organizar su propio programa de estudios. ¡Olvídense del PISA y los indicadores de rendimiento!, recomienda a otros países Jukka Sarjala, artífice de la reforma escolar en Finlandia, los exámenes deben ser sólo instrumentos de ajuste de método, nunca una herramienta de control y competencia. Sin duda, nuestra SEP tiene muchísimo que aprender.”

  • Andrea Barcena Infancia y sociedad, Otra escuela posible, en La Jornada 2 de marzo de 2013

G. Arturo Limón D.
G. Arturo Limón D. Miembro del Cuerpo académico de Sustentabilidad UNAM, y Miembro de la Comisión de Educación en Mesoamérica de la UICN. Profesor investigador de la Universidad Pedagógica Nacional de Chihuahua UPNECH

bilma ibarra valadez. 05 de Junio de 2015 23:16

Maestro, me parece un excelente trabajo todo lo que usted hace, sobre los temas del agua. Me gustaria mucho obtener su biografia ya que es mi teorico, para el tema de mi proyecto. Gracias y saludos desde la frontera chica.

Agregar comentario